martes, 26 de agosto de 2014

Riot Grrrl


El movimiento Riot Grrrl fue una explosión feminista de chicas que surgió en el Indie Punk de los 90. Las bandas que potenciaron este movimiento tuvieron gran influencia en la escena del Grunge, ya que la mayoría provenían del área de Olimpia, Washington. Contrariamente a la idea que la gente suele tener del feminismo, ellas sencillamente reclamaban igualdad entre los hombres a nivel social, cultural, y sobre todo, musical. No odiaban a los chicos, simplemente intentaban situar a la mujer como artista dentro de la escena musical de los 90. Deseaban igualdad musical, algo que nunca habían tenido. Muchos héroes de las Riot Grrrls eran hombres, como Kurt Cobain, Calvin Johnson, del sello musical K Records, o el actor y director de cine independiente John Cassavettes, a quien Le Tigre le dedicó una canción. Incluso en las bandas Riot Grrrl había integrantes masculinos. Muy pocas veces se organizaban conciertos “sólo para mujeres”, pues las chicas nunca desearon excluir simpatizantes, sino simplemente sentirse más cómodas. Entre las actividades de las Riot Grrrls figuraban la comunicación y la autodefensa. Muchos conciertos no empezaban hasta que todas las chicas estuvieran en las primeras filas y los chicos en las de atrás. A veces se ponían condiciones para dejar entrar a los chicos, como llevar vestidos. Era una pequeña venganza por tantos años pisoteadas y empujadas cuando iban a ver a sus músicos favoritos. El Riot Grrrl fue un intento de situar a la mujer como artista, pues hasta ese entonces eran más vistas como groopies que como músicas.  
No se sabe exactamente cuándo nació el movimiento Riot Grrrl, pero la fecha más exacta que se suele tomar es la de la International Underground Pop Convention, celebrada en agosto de 1991 en Olimpia. En la primera jornada de este encuentro, llamada Girl Day, sólo actuaron grupos compuestos por chicas. Se trató de una especie de intento por dar a la mujer un papel dentro de un mundo, Punk o Rock, que en sus orígenes es machista, o al menos, dominados por los hombres. En ese Girl Day actuaron grupos como Bikini Kill, Tigre Trap, Bratmobile y 7 Years Bitch. Respecto a la estética, las Roots no inventaron nada, su estética estaba presente ya en el Punk y el Post-Punk. Pero al contrario de lo que pudiera parecer, no nos encontramos frente a un movimiento de adolescentes con pulseras de tachas gritando “sufragio universal”. Muchas Riot Grrrls, como Kathleen Hana (cantante de Bikini Kill), conseguían dinero para instrumentos haciendo sesiones en locales de strip tease. Como ellas decían: “mejor eso que trabajar de camarera”. En un planeta Rock donde los grupos se apagan poco a poco, las principales bandas Riot se hicieron un lugar. Sin embargo, el movimiento tan rápido como vino, desapareció. La principal razón fue porque los grupos estaban más pendientes de su identidad que de la acción. Podría decirse que el Riot Grrrl está muerto, al igual que se dijo del Grunge o el Punk, pero esa sería una salida fácil, hay que seguir luchando, sin contar con que ningún movimiento muere hasta que todas las llamas del movimiento que avivan el fuego se apagan y dejan de luchar.




0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...