lunes, 2 de noviembre de 2015

Isa (España)



La Isa es un tipo de danza de las Islas Canarias, y uno de los cantos más alegres y parranderos de las islas. Procede de la misma raíz de la variedad de Jotas peninsulares llegadas con la conquista española. En algunos lugares del archipiélago se las sigue denominando como Jotas o Jotillas, pero en Gran Canaria son conocidos como Isas.
Se caracteriza por tener un intenso ritmo ternario, un canto rápido y alegre, y por ser un baile de participación colectiva de los más conocidos en las islas. La Isa canaria se toca con guitarra, laúd, bandurria y tiple, aunque además, otros instrumentos de percusión e incluso de viento son susceptibles de ser introducidos. Con el tiempo han ido incorporando una serie de figuras, en las que es de vital importancia la coordinación entre los danzantes, con lo que se muestra la influencia de las danzas cultas de la Europa del Siglo XIX. La Isa es uniforme, tanto en su parte cantada como en su parte instrumental, para así no modificar el ritmo de la danza. En líneas generales, una Isa siempre será un canto tranquilo y sosegado al compararlo con la Jota. Entre las propias Isas hay diferencias, tanto en la forma de bailarla como de cantarla. Las diferencias suelen localizarse sobre todo por islas, y es que se puede decir que hay una Isa por cada isla. La que más aceptación tiene a la hora de bailarla es la de Lanzarote, dada la sencillez de sus pasos. De hecho, es la preferida de los majoreros, a pesar de que la Isa de Fuerteventura sea el prototipo del género. Hay también diferencias entre la Isa corriente y la Isa de salón, y es que ésta última se caracteriza por ser más refinada.



Isa significa ¡salta¡ en bable, dialecto asturiano. La Isa, es sin dudas, el canto y baile que más se identifica con las Islas Canarias. Musicalmente, la Isa consta de una parte instrumental y otra cantada. Se inicia con cuatro acordes seguidos de una copla instrumental. Cuando la Isa llegó a Canarias, su danza no distaba demasiado de la coreografía de la Jota. Consistía pues, en una composición rítmica que los bailarines ejecutaban ataviados con castañuelas y realizaban los característicos saltos correspondientes a la Jota, para los que había que tener destreza y ritmo, ya que mientras se ejecutaban los saltos, se seguía tocando las castañuelas. El baile de la Isa es una danza que se baila suelto, dado su alegría y vistosidad. Ahora, como resultado de una serie de transformaciones, el baile se caracteriza por su estética, en el cual los grupos realizan una serie de cadenas y figuras. Hoy es una pieza de realización obligada para todas las agrupaciones del archipiélago. En Gran Canaria, la forma de baile más común es la de cuadros y las de coros, con simples cambio de media vuelta y vuelta entera, ejecutada a la voz de “aires”. Destaca, por la belleza de sus bailes, la agrupación “Los Viejos de Gáldar”, que eran un grupo de ancianos que se reunían por los años 60 para mostrar las danzas antiguas. En la actualidad hay muchas Isas de figuras, de hecho cada grupo tiene la suya, con coreografía propia en un sinfín de pasos. Se solían colocar en parejas para valsear, y se desplazaban tomados de las manos hasta acercarse y formar un grupo, en el que el hombre quedaba siempre a la izquierda de su pareja.





0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...